TIEMPO DE SETAS, TIEMPO DE ROSSINYOLS

29/09/2016

rossinyol-blog

Se acerca el otoño y sobra decir que esta estación, en Cataluña, es sinónimo de bolets. Bajan las temperaturas, se intensifican las lluvias, caen las hojas y los bosques ofrecen, generosos, algunos de los tesoros de su rico subsuelo… Por muy extravagante que pueda resultar esta práctica en otras partes del mundo, en nuestro país sumergirse en las profundidades más recónditas del bosque en busca de setas es una tradición prácticamente sagrada, que, además, no entiende ni de edades, ni de clase social ni de condición física.

Compitiendo codo con codo con el omnipresente rovelló, el rossinyol o rebozuelo (Cantharellus cibarius), es uno de los ejemplares más cotizados y apreciados por los paladares entendidos, ya desde la antigua Roma. ¿Por qué? En primer lugar, porqué está riquísimo. Gustosos, de carne prieta, textura suave, carácter dulzón y aroma afrutado, los rossinyols son ideales para acompañar buenos guisados y platos de carne. Además, también ofrecen un alto rendimiento culinario secos, en conserva e incluso crudos. Una de sus particularidades es que esta especie no se carcome nunca y puede recogerse muchos días después de su nacimiento. Con su característica silueta en forma de copa o trompeta y sus vivos colores amarillos y anaranjados, esta seta aparece sobre todo durante los meses de verano cuando ha habido lluvias, y su hábitat preferido son los rincones húmedos y resguardados de los bosques de robles, hayas y encinas.

Como todos los hongos, los rossinyols están formados entre un 80 y un 90% por agua, y presentan un muy bajo contenido calórico, de azúcares y de grasas. En cambio, constituyen una muy buena fuente de fibra, se digieren fácilmente y aportan vitaminas, minerales y antioxidantes, además de enzimas y polisacáridos que ayudan a combatir muchas afecciones, por lo que numerosos estudios médicos reconocen las setas como excelentes complementos saludables en nuestra dieta. En el caso particular de los rossinyols son también una fuente muy importante de vitaminas E y B3.

Pero no dejéis que os lo cuenten… ¡Si todavía no habéis probado las delicias de este hongo tan reconocido en nuestra cocina, no perdáis la oportunidad de descubrirlo en nuestras tiendas!

Posted on 29/09/2016 by in General